miércoles, 27 de enero de 2010

Un fanático para el Guiness

Glyn Stott (ver foto), un fanático galés de Los Simpson, se propuso entrar en el libro Guiness mirando los 451 capítulos de nuestra serie favorita sin parar. Y, para rematarla, también planea agregar a la maratón la película.

Los jueces de la prueba pusieron algunas condiciones, como no dejar de mirar la televisión mientras coma, aunque también otorgaron descansos de veinte minutos cada tres episodios y la posibilidad de usar una bicicleta fija para estimular la circulación de la sangre, por supuesto siempre con los ojos puestos en la televisión.

Stott, por cierto, es uno de los coleccionistas más grandes del mundo del merchandising de la serie; sus posesiones al respecto están valuadas en más de 100.000 y pueden verse en su página.

1 comentario:

Anónimo dijo...

JAJAJA EL PUTO AMO, SI SEÑOR.
FUCK YOU NUMBER 1